Controla la diabetes para prevenir enfermedad renal

Controla la diabetes para prevenir enfermedad renal

La diabetes es una causa principal de enfermedad renal en adultos. Un buen control de la diabetes ayudará a prevenir o retrasar la evolución de la enfermedad renal.

La causa del deterioro en la función renal en personas con diabetes es el mal control del azúcar (mantener niveles más alto de lo normal, durante mucho tiempo). Si hay mal control, la enfermedad renal por diabetes se presenta entre 15 y 20 años después del diagnóstico.

Un problema grande es que, como no causa dolor, los síntomas y signos de enfermedad renal pueden pasar desapercibidos, hasta que la enfermedad está muy avanzada y se requiere tratamiento de sustitución (diálisis o trasplante).

¿Cómo retrasar la evolución de la enfermedad renal?

Primero que todo, puedes tomar algunas medidas para prevenir o retrasar la evolución de la enfermedad renal, por ejemplo:

  1. Mantén un buen control del azúcar y la presión arterial.
  2. Asegúrate de que no haya proteínas en la orina (“Proteinuria”), esto es una señal de daño renal. Si la hay, los medicamentos para controlar la presión arterial pueden ayudarte a disminuirla.
  3. Evita el cigarrillo, los medicamentos antiinflamatorios (especialmente los que están combinados con vitaminas del complejo B) y todas las sustancias que puedan afectar la función renal. ¡No los uses sin prescripción médica! A pesar de esto, si necesitas usarlos, hazlo el menor tiempo posible.
  4. Mide tu función renal cada año, mediante un examen de “creatinina” en sangre. Este valor te servirá para determinar la “tasa de filtración glomerular”
  5. La TFG o tasa de filtración glomerular, es una medida de cuán bien trabajan tus riñones, para tu edad, sexo y raza. Lo deseable es que este valor se mantenga por arriba de 60 y por debajo de 100 ml/min/m2. Existen calculadoras automáticas para estimar la TFG usando el valor de creatinina. Tu equipo de salud te ayudará a interpretar los resultados
  6. Guarda un equilibrio en tu consumo de sodio (sal) y potasio. No dejes de comer sal por completo al sazonar tus alimentos. Lo que debes evitar son los alimentos comerciales que contienen preservantes a base de sodio. Tu consumo de agua debe ser el adecuado para tu edad y tu peso, ¡evita los excesos!

Recuerda: la enfermedad renal por diabetes se puede prevenir. Puedes encontrar más información sobre este tema aquí